Carlos Suero, sus anécdotas y la razón de la “epidemia” de rotura de ligamentos cruzados

Durante más de 40 años, el doctor Carlos Suero fue jefe de sanidad de Nacional. Es uno de los traumatólogos más reconocidos del país, grado 5 de la Facultad de Medicina, campeón de América y del mundo varias veces con el club de sus amores y responsable de la recuperación de cientos de jugadores y de varias figuras del fútbol local. Jubilado hace un año, conversó con 100% Deporte sobre esta suerte de “epidemia” de rotura de ligamentos cruzados y aseguró que no hay más casos que antes, sino que el cambio está en el diagnóstico.

“Es una epidemia que comenzó con el fútbol, pero con los años el diagnóstico ha ido mejorando y mucha cosa que antes nosotros sospechábamos pero no sabíamos, con la aparición de la resonancia se aclararon”, explicó Suero.

Asimismo, señaló que cuando él ejercía no se operaba tanto por esta causa y que muchos jugadores se recuperaban con tratamientos menos invasivos. Suero resaltó que estuvo durante más de 40 años en Nacional: “Si hubiera dejado alguno mal me hubieran echado antes”, bromeó.

“No hay necesidad de operar a todos los ligamentos cruzados que se rompen”, enfatizó.

Suero contó que tras su retiro está sufriendo el alejamiento de las canchas, de las aulas y de su actividad como cirujano. “Mi vida era operar”, afirmó.

Consultado sobre por qué no se quedó como consulta en Nacional, respondió: “preguntale a la directiva”. El profesional aseguró que su vida en el club no terminó como debía. De todos modos, aclaró que no se fue por la puerta de atrás.

Sus tratamientos a las grandes figuras del fútbol local, los viajes a Europa cuando los jugadores lo necesitaban para recuperarse y varias anécdotas estuvieron también en la entrevista.

 

Foto: Tenfield.